Eva Golinger: EEUU ha transferido más de 120 millones de dólares anuales a oposición boliviana

La abogada venezolana-estadounidense Eva Golinger mostró este jueves, en el programa venezolano La Hojilla de VTV, cómo se usó a organismos estadounidenses como la National Endowment for Democracy (NED), la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional (USAID) y otros organismos para crear “programas de ayuda” y transferir fondos a organizaciones no gubernamentales y grupos de la oposición de Bolivia, de una forma similar a como se hizo en Venezuela para atacar al Presidente Chávez. Leelo también en el periódico hermano de Venezuela: www.debatesocialista.org



La abogada venezolana-estadounidense Eva Golinger mostró este jueves, en el programa La Hojilla de VTV, cómo se usó a organismos estadounidenses como la National Endowment for Democracy (NED), la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional (USAID) y otros organismos para crear “programas de ayuda” y transferir fondos a organizaciones no gubernamentales y grupos de la oposición de Bolivia, de una forma similar a como se hizo en Venezuela para atacar al Presidente Chávez.

En su disertación, la abogada mostró como desde 2005 -cuando ya el aspirante presidencial Evo Morales era una preocupación para Estados Unidos-, USAID entregaba 120 millones de dólares al año a organizaciones que intervienen en el conflicto político boliviano. Lo hicieron de forma abierta, argumentando que eran fondos para la lucha contra el narcotráfico. Recuérdese que a Evo Morales lo calificaban como “líder cocalero”.

En comparación, las investigaciones de Golinger sólo han podido demostrar que USAID entrega una cifra mucho menor -cinco millones de dólares al año- a la oposición venezolana para atacar al Presidente Hugo Chávez.

La presentación denuncia que, en 2004, USAID anunció su intención de cambiar su programa de “ayuda para la democracia” para implementar “actividades bajo un nuevo objetivo estratégico”. Comienzan a enfocarse en la población indígena para tratar de disminuir la influencia de Evo Morales en ellos y abren una “oficina para las iniciativas hacia una trancisión”.

En la presentación mostrada por Golinger también se muestra información sobre la intervención de la NED en el país; además, sobre el embajador estadounidense en Bolivia, Philip Goldberd (quien trabajó entre 1994 y 1996 en el conflicto de Kosovo) y presenta una interesante cronología de las relaciones entre Bolivia y Estados Unidos.